Así convertí a mi hermanita en mi puta

Cuando fui a hablar con ella se encontraba en el sofá. La putita de mi hermana no sabía lo que yo tramaba, pero pronto lo iba a descubrir. Tuve que chantajearla, pero al final conseguí lo que pretendía, que era convertirla en mi puta. Le dije en un principio que solo tenía que desnudarse y ella lo hizo, aunque tapándose. Me acerqué y le dije que una buena puta no oculta su cuerpo, al final conseguí verla bien. Luego fue al sofá y abrió sus piernas, le dije que tenía que masturbarse. Se estuvo tocando un rato hasta que al final me acerqué mostrándole mi verga, esa zorra se la iba a comer. Y justo eso fue lo que hizo, comerme la polla. Luego me puse sobre ella y penetré su peludo coño, como gemía la perra. Disfrutó incluso cuando me corrí en su boca, aunque luego me dijo que eso le había resultado extraño, la leche de su hermano en su boca…

VIDEOS PORNO RELACIONADOS